La Regla de los 2 Pasos

El otro día asistí a una Master Class de Perfect Self organizada por una de las distribuidoras de Spirits más importantes dentro y fuera de nuestro país, DIAGEO. El profesional que nos atendió demostró ser un gran conocedor y entusiasta de su trabajo.

Comenzó hablándonos de todos los elementos que intervienen en la experiencia del cliente al llevarse una buena o mala impresión. Es por esto, que es muy importante a la hora de abrir nuestro negocio cada día, cuidar detalles como el orden, la limpieza, el olor, las luces, el volumen de la música, detalles como un refresco caliente o la falta de papel higiénico en el servicio, provocan una muy mala impresión, y recordemos que en esto de la hostelería es muy fácil atraer y perder clientes pero muy difícil fidelizarlos. Para ello, y no me cansaré de repetirlo, es contar con un buen sistema de trabajo, que incorpore un protocolo de entrada y de salida, así como reparto de las funciones.

A continuación, nos explicó que sería lo ideal a la hora de tener organizada la barra, algo tan simple y efectivo como

“La regla de los 2 pasos”.

Es decir, tener a un máximo de dos pasos todos los elementos más comunes que intervienen en el trabajo de un barman. Por poner un ejemplo, si vamos a servir un combinado, lo ideal sería contar con los hielos, el vaso o copa, el espirituoso, el mixer y la fruta de decoración (en caso de que la lleve) a una distancia que evite tener que ir de un lado al otro de la barra o cruzarme con mi compañero cada dos por tres. Es por esto, que en barras grandes o no tan grandes, pero donde comparten espacio más de una persona, contar con dos estaciones de trabajo. Mucho más efectivo es, si encima son idénticas, pues facilita que todos puedan trabajar en diferentes puestos.

Es obvio, que los ideales no siempre se cumplen por motivos de espacio o los motivos que sean. Al menos intentar que los alcoholes de mayor uso, la cristalera más usada, los refrescos de más salida estén lo más cerca del trabajador posible. En muchos lugares, se utilizan los llamados “rápidos” que se instalan frente a las neveras (si son de carga superior) y que evitan desplazamientos innecesarios. Y es que la mayor parte de veces no somos nosotros quienes organizamos las barras, pero señores empresarios, créanme, somos mucho mAas rápidos si no tenemos que recorrer 6m para coger una bebida de uso común.

Además de ello, ya de una forma más práctica, nos estuvo enseñando a utilizar los tapones dosificadores, que aunque en España aún no usan mucho para servir copas, si son frecuentes en coctelería. Si es cierto, que los dosificadores clásicos de coctelería han irrumpido con fuerza junto a la proliferación de GinTonics Premium, pero de este tema, me gustaría hacer un post aparte, pues creó bastante debate durante la clase y me gustaría indagar al respecto.

De nuevo………..gracias por la clase!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s